Archivo | relatos RSS feed for this section

La rana que quería ser una rana auténtica

11 Ago

Augusto Monterroso

Había una vez una rana que quería ser una rana auténtica, y todos los días se esforzaba en ello.

Al principio se compró un espejo en el que se miraba largamente buscando su ansiada autenticidad. Unas veces parecía encontrarla y otras no, según el humor de ese día o de la hora, hasta que se cansó de esto y guardó el espejo en un baúl.

Por fin pensó que la única forma de conocer su propio valor estaba en la opinión de la gente, y comenzó a peinarse y a vestirse y a desvestirse (cuando no le quedaba otro recurso) para saber si los demás la aprobaban y reconocían que era una rana auténtica.

Un día observó que lo que más admiraban de ella era su cuerpo, especialmente sus piernas, de manera que se dedicó a hacer sentadillas y a saltar para tener unas ancas cada vez mejores, y sentía que todos la aplaudían.

Y así seguía haciendo esfuerzos hasta que, dispuesta a cualquier cosa para lograr que la consideraran una rana auténtica, se dejaba arrancar las ancas, y los otros se las comían, y ella todavía alcanzaba a oír con amargura cuando decían que qué buena rana, que parecía pollo.

Fin

PDF: https://drive.google.com/file/d/0B3qMrxnKJ_HKd0pGRDRvSkxXMlE/view?usp=sharing

 

Anuncios

Ver “Varios cuentos” en YouTube

14 Mar

Fragmento de la presentación del libro “Nadie se va todos están aquí” del escritor Alfredo Blancas.

Narración de los cuentos sufíes: “Buena o mala suerte”, “Sólo quiero aire”, “La opinión de los demás”, un cuento de Chuang Tzu “El sueño de la mariposa”, un poema que se le atribuyó erróneamente a Jorge Luis Borges “Instantes”, un cuento de Rumi “Tres consejos” y finalmente un cuento de Augusto Monterroso “La honda de David”.

Tres consejos

7 Mar

TRES CONSEJOS
Rumi

Un hombre atrapó a un pájaro en una trampa. El pájaro dijo:

-Señor, has comido muchas vacas y ovejas a lo largo de tu vida y todavía sigues hambriento. La poca carne de mis huesos tampoco te dejará satisfecho. Pero si me dejas ir, te daré tres consejos de sabiduría. El primero te lo daré en la palma de tu mano, el segundo en el tejado y el tercero en una rama de aquél árbol.

El hombre se mostró interesado. Liberó al pájaro y lo puso en la palma de su mano. Entonces escuchó el primero:

-No te lamentes por el pasado, ya pasó.

Y el pájaro voló al tejado, desde allí le dijo:

– No creas en cosas absurdas, las diga quién las diga.

Luego continuó diciendo:

– En realidad, yo llevo una gran perla escondida en mi cuerpo con un peso como de diez monedas de cobre. Iba a ser una herencia para ti y tus hijos, pero ahora la has perdido. Pudiste ser el hombre dueño de la perla más grande que existe, pero, evidentemente, ya no es así.

El hombre empezó a soltar alaridos y maldiciones. El pájaro le dijo:

-Señor ¿no te acabo de decir que no te lamentes por el pasado? También te dije que no creyeras en cosas absurdas, las diga quien las diga. Si yo llevara una perla tan grande ¿podría acaso siquiera levantar el vuelo? ¡Pues claro que no!

Entonces el hombre se calmó y pidió el tercer consejo. El pájaro voló a una rama del árbol y desde allí le dio el tercer consejo:

-Felicidades, has hecho muy buen uso de los dos primeros. Ahora que ya estás más despierto, escucha el tercero: no des consejo a quién esté aturdido o durmiéndose, es como sembrar en la arena.

Fin

PDF para descarga: https://drive.google.com/file/d/0B3qMrxnKJ_HKRVcyLTA3dTJRLXc/view?usp=sharing

 

Buena o mala suerte

2 Feb

Buena o mala suerte
Cuento Sufi

Había una vez un hombre que vivía con su hijo en una casa del campo, tenían un caballo para la labranza y para cargar los productos de la cosecha, así que el caballo era su bien más preciado.

Un día el caballo escapó saltando por encima de las cercas del corral. El vecino al percatarse de este hecho fue corriendo hasta las puertas del hombre diciendo:

-Tu caballo se escapó ¿qué harás ahora para trabajar el campo sin él? Se te avecina un invierno muy duro, ¡qué mala suerte has tenido!

El hombre lo miró y le dijo:

-¿Mala o buena suerte? Sólo Alá lo sabe.

Pasaron algunos días y el caballo volvió a su corral con diez caballos salvajes que se le habían unido en su aventura. El vecino que estaba al tanto fue a verlo y le dijo:

-No sólo recuperaste tu caballo, sino que ahora tienes diez más. Podrás vender y criar, ¡qué buena suerte has tenido.

-¿Buena o mala suerte? Sólo Alá lo sabe.

Un día, el hijo del hombre montaba a uno de los caballos salvajes para domarlo, pero cayó del caballo y se rompió una pierna. Otra vez el vecino fue a verlo y le dijo:

-Tu hijo se accidentó y ya no podrá ayudarte, tú eres muy viejo y no podrás solo con los trabajos del campo, ¡qué mala suerte has tenido!

-¿Mala o buena suerte? Sólo Alá lo sabe.

Pasó el tiempo y en aquél país estalló la guerra con el país vecino, entonces el ejército iba por los campos reclutando a los jóvenes para llevarlos al campo de batalla. Al hijo del vecino se lo llevaron por estar sano y al del hombre lo dejaron por estar imposibilitado. El vecino fue corriendo a decirle:

-Se llevaron a mi hijo por estar sano y al tuyo lo dejaron por su pierna rota, ¡qué buena suerte la suya! ¡Qué mala suerte la nuestra!

-¿Buena o mala suerte? Sólo Alá lo sabe.

FIN

El cuento pudo extenderse infinitamente hasta que el vecino comprendiera que la buena o la mala suerte no existen y para resumirlo en un dicho muy popular, “no hay mal que por bien no venga” o, ¿no hay bien que por mal no venga?

Nada es bueno, nada es malo, ¿quién se atrevería a cuestionar al Todo?

Enlace para descarga:

https://drive.google.com/file/d/0B3qMrxnKJ_HKWVpmWHZRLXpPSVE/view?usp=sharing

Semana dedicada a Poe

21 Jun

En el grupo que ahora tenemos en Facebook, estaremos dedicando esta semana a Edgar Allan Poe, así que te invitamos a unirte al grupo y compartir tu gusto por este y otros autores.

Te esperamos!

Iniciando lectores

10 Jun
Mi padre, o por qué soy escritora, o Don Mariano y la tribu de los Freixolinis: Madre leyendo

Ilustrador: Joaquín Santamaría Morales

Es un nuevo grupo que hemos empezado a crear en Facebook, y digo “hemos” porque es gracias a quienes se han empezado a unir que esto empieza a funcionar. Actualmente ya hay casi 100 miembros y algunos ya han empezado a colaborar con sus recomendaciones, pues el objetivo principal del grupo es iniciar lectores y para ello los que ya llevan experiencia leyendo están haciendo sugerencias para los que inician. Compartimos enlaces a páginas de literatura, videos en Youtube donde haya relatos, cuentos, poemas, historias o cápsulas literarias. Es un verdadero gusto haber iniciado esta aventura y más el darnos cuenta de que cuando hay un objetivo por alcanzar y que sabemos traerá un beneficio a nuestra cultura, todos tenemos algo que aportar.

No te quedes con las ganas de unirte.

http://www.facebook.com/group.php?gid=133228316693719

Aquí también puedes descargar la hoja que se reparte en el metro. Si la puedes imprimir, sacarle copias y distribuirla por donde andes sería genial y también si la quieres mandar por correo a tus contactos está bien, todo ello para seguir fomentando el hábito de la lectura:

Cuatro cuentos de Borges

Sofia

18 May

En esta ocasión tengo el gusto de compartir con ustedes esta animación hecha por Elie SantHoz y Nayely Sánchez, alumnas de la UAM Xochimilco y narrada por un servidor. Qué la disfruten!

A %d blogueros les gusta esto: